Actualizado hace: 1 hora 59 minutos
Caso Assange
Suspenden audiencia de Ola Bino prevista para mañana en Quito

Miércoles 26 Junio 2019 | 13:21

La versión que debía rendir este jueves en Quito el informático sueco Ola Bini, amigo del fundador de WikiLeaks, Julian Assange, ha quedado suspendida, informó este miércoles su abogado, Carlos Soria.

"Nos notificaron que ha sido suspendida por una petición de posponer la misma por parte de Estados Unidos", indicó a Efe el letrado al anotar que la versión la habían requerido hace una semana.
Señaló que lo "único" que conocen es que la petición de la versión se dio "con base a las investigaciones que se estarían realizando por el hackeo a las cuentas del partido Demócrata en Estados Unidos en las elecciones. Es lo único que sabemos", insistió.
"Entonces es por un tema relacionado (con) Julian Assange", añadió el abogado.
Bini liberado de prisión la semana pasada y quien tiene pendiente una causa por supuesto espionaje informático en Ecuador, aseguró el pasado sábado a Efe que durante los 70 días que estuvo arrestado no fue interrogado "ni una sola vez" y que es víctima de una "persecución política".
"Nunca me interrogaron. Desde que me detuvieron en el aeropuerto, nunca me han preguntado nada fuera de la contraseña de mis dispositivos", dijo Bini tras su liberación el jueves después de que una corte aceptara un recurso de habeas corpus.
Amigo personal del australiano Assange y experto en seguridad en internet, Bini fue detenido el 11 de abril en el aeropuerto de Quito cuando se disponía a tomar un vuelo con destino a Japón, con la intención de seguir sus prácticas en artes marciales.
Era el mismo día en que Ecuador puso fin al asilo de Assange en su Embajada en Londres, una decisión que Bini interpretó como "triste" y "decepcionante".
Sobre su propio caso, el experto informático aseguró que Ecuador no tiene pruebas de nada contra él, porque no ha cometido ningún crimen, y exhortó al Ministerio Fiscal a que revele las evidencias.
El pasado jueves, la Corte Provincial de Pichincha puso fin a su arresto preventivo al considerar que se habían violado sus derechos, y dijo que su detención había sido "arbitraria, ilegal e ilegítima".
Una decisión que puso en evidencia la rapidez con la que se le había arrestado después de cancelar el asilo a Assange.
La ministra del Interior dijo en su momento que se temía una ola de ataques informáticos de parte de seguidores del activista de Wikileaks, y al que Bini había visitado "en catorce ocasiones".
Bini ha negado cualquier relación laboral con WikiLeaks o con Assange, a quien llegó en 2013 por intermedio de un amigo en común.
Mañana, el secretario particular del presidente, Juan Sebastián Roldán, rendirá versión sobre el arresto del informático sueco ya que el fiscal a cargo no le dio la opción de entregar un informe juramentado como ya hicieran la ministra del Interior, María Paula Romo, y el primer mandatario ecuatoriano, Lenín Moreno. EFE